Siendo las 10:45 desconocidos atentaron e incineraron la aeronave Mi8 MTV-1 de matrícula HK-3864, que estaba al servicio de EDEMSA para la construcción de las líneas de transmisión eléctrica para la represa de Hidroituango.  Sentimos dolor y frustración por esta acción malintencionada que nos afecta a todos, a nuestras empresas y nuestras familias.

 

Perseverancia es lo que nos ha caracterizado en estos 36 años de existencia, apoyando a nuestras fuerzas militares y de policía, al desarrollo del país y al mejoramiento de calidad de vida de miles de familias.  Haciendo todo profesionalmente y en bien de nuestros clientes.

 

La aeronave se perdió, pero no nuestras esperanzas de seguir construyendo país.
“Llegamos donde nadie llega.”

 

Fernando J. Lopez
Presidente